A A
Potrait Image
HandWritten Text image

Nuevas Prótesis dentales

Las prótesis dentales son algo muy personal y no hay dos personas que tengan exactamente las mismas experiencias, pero algunas cosas son comunes en la vida de muchos usuarios con prótesis dental.

Acostumbrarse a la prótesis dental

Se necesitan un par de semanas para acostumbrarse por completo a la prótesis dental. Es posible que experimente cierto dolor y molestia, pero a medida que pasen los días, poco a poco irá acostumbrándose a esa sensación nueva en su boca. Si transcurridas las primeras semanas continúa sin sentirse cómodo con su prótesis dental, informe a su dentista, ya que simplemente podría necesitar un pequeño ajuste.

Image

Sensación en toda la boca

Los que utilizan prótesis dental por primera vez a menudo comentan que su prótesis es demasiado grande, como si empujara los labios hacia delante. Esa sensación es completamente normal. La boca es muy sensible y cualquier cambio siempre se percibirá como algo molesto o extraño, pero a medida que su boca se acostumbre a la prótesis dental, esa sensación irá despareciendo poco a poco.

Inflamación e irritación

Un poco de inflamación e irritación durante la adaptación a la nueva prótesis dental son normales. Si el dolor continúa, deberá visitar a su dentista, para que pueda ajustar la prótesis. Corega® se puede utilizar con prótesis dentales nuevas para evitar la entrada de partículas irritantes de comida.

Más saliva de lo normal

En algunas ocasiones producirá más saliva de lo normal, a medida que la boca se acostumbra a la nueva prótesis dental. Con el tiempo esto irá a menos, por lo tanto no debe preocuparse.

Reflejo nauseoso

Es posible que experimente un reflejo nauseoso a la hora de colocarse o retirarse la prótesis dental, simplemente se trata de una reacción natural por colocarse un objeto extraño en la boca. Cuanto más cómodo y relajado se sienta con su prótesis dental, menos le sucederá.

Las náuseas también pueden estar causadas por una prótesis dental que llegue demasiado atrás en la boca, por lo tanto, si esto sucede hable con su dentista para que pueda realizar pequeños ajustes.

IMG_03

Razones para sonreír

Probablemente tiene su propia lista de razones para sonreír, sin embargo, vamos a recordar que las prótesis dentales proporcionan muchos más aspectos positivos de los que se pueda imaginar.

Volverá a verse como antes

La ausencia de dientes puede provocar el hundimiento de la cara, lo que le hará parecer mayor. La prótesis dental proporciona el apoyo que necesitan los músculos faciales para tener un aspecto firme y tenso, lo que hará que vuelva a verse como antes.

Mayor confianza

Los usuarios con prótesis dental a menudo comentan que se habían olvidado de lo que era sentirse verdaderamente seguro de sí mismo. Ahora sí que podrá disfrutar de estar con familiares y amigos sin ocultar su sonrisa o estar preocupado cuando se ríe.

Image

Acuda al dentista periódicamente

Una vez que tenga su prótesis dental es importante que siga visitando a su dentista. Esto puede parecer obvio, pero su dentista realmente es la mejor persona para hablar de cualquier problema que pueda tener.

Su dentista puede comprobar el estado de su prótesis dental o parcial y de los dientes restantes y garantizar que su salud bucal esté en buenas condiciones. Las prótesis dentales se utilizan continuamente, por lo tanto necesitarán un pequeño ajuste de vez en cuando. No dude en pedir a su dentista que eche un vistazo, ya que un pequeño ajuste podría suponer una gran diferencia en la adaptación y comodidad de su prótesis dental.

comingsoon-01